Separación de Bienes sin Divorcio

costos empresarios

La separación de bienes sin divorcio, es decir la separación de los bienes durante el matrimonio puede solicitarla uno de los cónyuges cuando:»…el  concurso o mala administración del otro le acarree peligro de perder su eventual derecho sobre los bienes gananciales, y cuando mediare abandono de hecho de la convivencia matrimonial por parte del otro cónyuge.» (del art. 1294 del Código Civil)

La finalidad de este artículo es fundamentalmente práctica; pues la mala gestión compromete los gananciales y entre ellos a los adquiridos por el otro cónyuge quien con su trabajo aumente estos gananciales.  Para el caso de la extinción del régimen patrimonial matrimonial, poco o ínfimo le correspondería obtener al cónyuge de quien ha hecho mala administración de los bienes y generado con ello deudas.  Por ello la ley se refiere al «riesgo de perder su eventual derecho sobre los gananciales».  Es decir la ley mira a futuro; ante el riesgo potencial e inminente admite que el otro cónyuge pueda solicitar la separación de bienes.

Más allá de estas instancias es también una forma de proteger patrimonialmente a los hijos, dado que ante la muerte del mal administrador, recaerá sobre su parte ganancial la ejecución de todas las deudas, heredando los hijos lo que quede como saldo; pero conservarán a futuro la otra parte de los gananciales íntegra que se encuentran en cabeza del cónyuge supérstite.

La ley se refiere al concurso como causa para solicitar la separación de bienes, y en este punto la doctrina no es pacífica en la forma como interpretar el régimen,  aunque todos se inclinan por mantener la separación de deudas.

El efecto práctico estará en que el cónyuge no concursado podrá administrar y disponer de sus bienes ex-gananciales; sin serle alcanzados los efectos de la quiebra del cónyuge.

Por último la separación de bienes puede tener lugar en caso de abandono de hogar, es decir que el cónyuge quien no hizo el abandono del hogar que se presume malicioso, mientras no hay prueba en contrario; podrá instar la separación de bienes.  Esta es una acción que coincide con lo establecido con el art. 1306 del código civil, que establece la exclusión del cónyuge culpable por abandono de participar en los gananciales que con posterioridad a la separación aumentaron el patrimonio del no culpable.

También te puede interesar: