Pactos de Convivencia

CAPÍTULO 2

Pactos de convivencia

ARTÍCULO 513.-Autonomía de la voluntad de los convivientes. Las disposiciones de este título son aplicables excepto pacto en contrario de los convivientes. Este pacto debe ser hecho por escrito y no puede dejar sin efecto lo dispuesto en los artículos 519, 521 y 522.

Esta disposición prioriza la autonomía de la voluntad de los integrantes de la pareja expresada en forma escrita que debe ser inscripto si la unión convivencial es registrada; la libertad no es absoluta; encuentra su límite en el artículo 515.

ARTÍCULO 514.-Contenido del pacto de convivencia. Los pactos de convivencia pueden regular, entre otras cuestiones:
a) la contribución a las cargas del hogar durante la vida en común;
b) la atribución del hogar común, en caso de ruptura;
c) la división de los bienes obtenidos por el esfuerzo común, en caso de ruptura de la convivencia.

Con las restricciones impuestas en el artículo 515, y de manera meramente orientativa, se dispone que las partes puedan pactar, entre otras cuestiones, la contribución a las cargas del hogar durante la unión, y para el caso de ruptura, la atribución del hogar común y la división de los bienes obtenidos por el esfuerzo común.

ARTÍCULO 515.-Límites. Los pactos de convivencia no pueden ser contrarios al orden público, ni al principio de igualdad de los convivientes, ni afectar los derechos fundamentales de cualquiera de los integrantes de la unión convivencial.

Los pactos no deben ser contrarios al orden público, ni conculcar el principio de igualdad entre los miembros de la pareja ni afectar derechos fundamentales de cada uno de los integrantes de la pareja.

ARTÍCULO 516.-. Modificación, rescisión y extinción. Los pactos pueden ser modificados y rescindidos por acuerdo de ambos convivientes.
El cese de la convivencia extingue los pactos de pleno derecho hacia el futuro.

Se permite que los pactos puedan ser modificados y extinguidos en cualquier momento por ambos convivientes, expresándose que el cese de la convivencia trae consigo la extinción de pleno derecho del pacto para el futuro.

ARTÍCULO 517.-Momentos a partir de los cuales se producen efectos respecto de los terceros. Los pactos, su modificación y rescisión son oponibles a los terceros desde su inscripción en el registro previsto en el artículo 511 y en los registros que correspondan a los bienes incluidos en estos pactos.

Los efectos extintivos del cese de la convivencia son oponibles a terceros desde que se inscribió en esos registros cualquier instrumento que constate la ruptura.

En protección a derechos e intereses de terceros, se dispone que tanto el pacto como su modificación o cese sean oponibles a los terceros desde su inscripción en el registro previsto en el articulado relativo a la registración y también en los registros correspondientes a los bienes incluidos en el pacto.